Cómo elaborar el presupuesto de un vídeo corporativo. Factores a tener en cuenta

Cómo elaborar el presupuesto de un vídeo corporativo. Factores a tener en cuenta

El vídeo corporativo es una de las herramientas de marketing digital más eficaces que existen en la actualidad; permite incrementar la notoriedad y visibilidad de la marca, empresa o producto, conectar de una forma más directa con los usuarios, aumentar la fidelización, ganar nuevos clientes y, en definitiva, que el negocio crezca y marche mejor. Sin embargo, en muchas ocasiones, la producción de un vídeo corporativo está determinada por el presupuesto disponible para ello.

En la actualidad es posible producir un vídeo corporativo desde unos pocos cientos de euros hasta presupuestos millonarios. El coste depende de múltiples factores, entre ellos los principales son los siguientes:

  • La idea y el guion. Si ya cuentas con una idea madurada, e incluso has desarrollado el guion, sólo deberás explicarlo bien a la agencia. Esto reducirá el tiempo y por lo tanto, será más económico. En ocasiones es necesario elaborar un storyboard para que el cliente y todos los profesionales implicados puedan visualizar el producto antes de iniciar su producción.
  • Evidentemente, el presupuesto de un vídeo corporativo dependerá en gran medida tanto del número de localizaciones donde se va a grabar como del tipo de localizaciones. A mayor número de lugares, mayores tiempos de desplazamiento de recursos humanos y técnicos y por lo tanto, mayor coste.
  • El material técnico a utilizar también resulta crucial a la hora de presupuestar un vídeo corporativo. Por ejemplo, el uso de drones aportará una gran calidad y originalidad, pero también supondrá un mayor coste.
  • Idiomas: el doblaje a otros idiomas o la inserción de subtítulos también conllevará un coste adicional, sin embargo, el video corporativo llegará a un mayor volumen de potenciales clientes.
  • Apariciones y locuciones. Según el tipo de video corporativo, éste podrá ser protagonizado por los propios empleados y/o directivos de la empresa,pero, aun así, tal vez deseamos una voz en off profesional e incluso la presencia de alguien conocido.
  • Música propia, música libre de derechos o un gran éxito son otros factores que presionarán al alza o a la baja el presupuesto.
  • Además de estos factores, no debemos olvidar otros como atrezzo, peluquería y maquillaje, posibles alojamientos del equipo de producción, post-producción y un largo etcétera. Todo ello deberá quedar debidamente reflejado en el presupuesto de nuestro vídeo corporativo.